Salmo 12


La soberbia del hombre vs La Sabiduría de Dios. ¿Quién Ganará?

Sin duda podemos asegurar y pensar en que Dios es el ganador y por ventaja siempre llevará el triunfo, pero en el mundo que vivimos y por la soberbia del hombre este no se resiste a perder y cree en su mentira que es el triunfador.

OH mundo de mentirosos, que con doble cara andan difamando la verdad y manipulando al justo, con tal de ser tomado en cuenta, con tal de lograr un puesto, con tal de ser visto, ¿Quién podrá parar esto?

¿Cuántas veces nos hemos sentido solos, acabados, hasta derrotados por nuestro enemigo? ¿Cuántas veces hemos querido seguir los pasos del profeta Elías al querernos quitar la vida? ¿Cuántas veces al Justo se le ha criticado y señalado con tal de manipularlo y seducirlo a la muerte?

Son miles de veces que nos hemos sentido así, pero en este tiempo en el que vivimos, Dios está levantando a una generación capaz de descifrar toda mentira del enemigo, Dios está preparando una generación que no a doblado sus rodillas a la soberbia, una generación que conoce el carácter de Dios, Una generación sincera y fiel al no pecar, una generación que busca con pasión la presencia de Dios antes de ir aun “SHOW” una generación que cambiará el mundo, Donde el soberbio tiembla de espanto, porque Jehová está con la generación de los Justos.

¿Eres tú un escogido(a) de Dios para está generación? La repuesta es SI, Dios te a escogido y promete protegerte y guardarte de la falsedad y soberbia del hombre, que será aplastada por la verdad y sinceridad de la palabra de Dios; por eso te aconsejo a saber escuchar la voz de Dios.

Por mucho tiempo hemos estado escondidos preparándonos para nuestro tiempo, ahora que el mundo se ha quedado sin hombres sinceros y fieles, ha allegado la señal para levantarnos, tomar nuestras armas y salvar al engañado, al manipulado, ha llegado el momento de llevar la esperanza y verdad al mundo soberbio en que vivimos, porque sabemos OH “Dios que tú nos guardaras de está generación y nos preservarás para siempre”(Salmo 12: 7. RVR60)

Anuncios